''JESUCRISTO ES EL VERDADERO DIOS''

Comparte esta bendición

Que es lo que debe ser el cristiano para este mundo

Todos tenemos una idea sobre como debe ser un cristiano. Y es lo primero que debemos quitar para lograr hacer algo con nuestra vida espiritual, para muchos, el cristiano es una persona buena, que nunca te haría sentir mal, que nunca te va a dar la espalda, que tus problemas serán sus problemas, que se sabe la Biblia de memoria. Siempre sonriente, bien vestido, que dejaria de comer para que tu comas mas, feliz de principio a fin, un sueño de persona.




¿Cómo debe ser el cristiano realmente?

Como Cristo, hacer lo que dice la Biblia que hacia Cristo (pero para esto hay que leer la Biblia). No es compararnos con Cristo sino seguir sus pasos, por eso El es el camino, el cristiano tiene la misma paz de Cristo, el mismo gozo y tiene también su misma misión.

Cristiano es aquel que profesa la fe de Cristo, es la persona que se convierte a la religión cristiana y se bautiza siendo adulto. Entonces cristiano es el discípulo de Cristo, el que sigue los pasos del maestro y desea imitar su vida. Por la gracia el cristiano se une e identifica con Cristo que vive y actúa en nuestro interior.

Cristiano es quien lleva una vida como hijo de Dios, el cristiano debe orientar su vida según los planes del creador, debe ser trabajador piadoso, además el cristiano tiene obligaciones especiales de generosidad y amor a Dios. El cristiano debe conocer bien las enseñanzas de Cristo, dedicando el tiempo necesario a esta formación, el cristiano tiene mayores obligaciones en su vida, de modo que cumplirlas bien exige sacrificios. Pero también contamos con la ayuda de Dios y así el cristiano lleva una vida más elevada y al mismo tiempo más fácil.

El cristiano verdadero tiene la misma vida de Cristo; porque El vive, teniendo su vida en nosotros. Aun un poquito, y el mundo no me verá más; empero vosotros me veréis; porque yo vivo, y vosotros también viviréis. En aquel día vosotros conoceréis que yo estoy en mi Padre, y vosotros en mí, y yo en vosotros. (Juan 14:19-20).

Entonces ¿Qué es lo que debe ser el cristiano para este mundo?

La Biblia dice en (Mateo 5:13). Vosotros sois la sal de la tierra: y si la sal se desvaneciere ¿con qué será salada? no vale más para nada, sino para ser echada fuera y hollada de los hombres.

Como cristianos, la Biblia compara nuestra vida y testimonio con la sal y su acción. Nuestra palabra debe siempre ir acompañada de nuestro buen testimonio; de otra manera, nuestra palabra será poco mas que un címbalo que retiñe, la sal es tanto un preservador como un sazonador es decir, evita, ese deterioro y también resalta el sabor de los mismos.

Si la sazón no da sabor, no tiene valor. Si los cristianos no se esfuerzan por hacer un impacto en el mundo que los rodea, son de poco valor para Dios. Si somos muy parecidos a los del mundo, no tenemos valor, los cristianos no deben confundirse con los de más, en su lugar, debemos impactarlos positivamente, como el condimento que da mejor sabor a la comida.

La sal pura, libre de otros compuestos minerales y contaminación, no pierde su efectividad, pero cuando el Señor hablaba de una sal desvanecida <en el griego literal>: que se vuelve necia, contaminada con yeso y otros minerales, como la del mar muerto que tiene un sabor pobre y no sirve para conservar los alimentos. Este tipo de sal solo es útil para mantener las calzadas libres de vegetación es decir ser hollada por los hombres. Jesucristo estaba llamando a sus verdaderos discípulos de entonces, y por extensión a todos los de ahora: sal de la tierra. Por lo tanto debemos en un principio ser sal para nosotros mismos, y así lo seremos hacia los demás.

Buena es la sal; mas si la sal fuere desabrida, ¿con qué la adobaréis? Tened en vosotros mismos sal; y tened paz los unos con los otros. (Marcos 9:50).

Es evidente que todo parte antes de un (hacer y un ser). Debemos ser sal, y esto implica un carácter suficientemente santificado, notemos que el sentido de ser santificados, es el de ser apartados del pecado y vivir para Dios; así como la sal preserva los alimentos de la corrupción, si en el sentido espiritual somos sal, seremos preservados de la corrupción del pecado, de esta manera, nuestra influencia ayudara a la detención del progreso de lo inmoral o pecaminoso.

El cristiano debe ser luz

¿Se puede ocultar una ciudad que esta en la cima de la montaña? Claro que no su luz se ve a la distancia, si vivimos por Cristo, vamos a brillar como luces mostrando a otros como es Cristo. Vosotros sois la luz del mundo: una ciudad asentada sobre un monte no se puede esconder. (Mateo 5:14).

Todos los cristianos debemos estar concientes que todo lo que hacemos lo hacemos para la gloria de Dios, tenemos que aprender que nuestra luz debe brillar para que los demás vean nuestro buen comportamiento, nuestras buenas acciones y puedan seguir nuestro ejemplo, pero la gloria nunca debe ser para nosotros sino que deben de servir para que otros glorifiquen el nombre de Jesucristo por lo que ven en nosotros, cuando vean lo mucho que hemos cambiado por medio de Dios.

Nuestro buen ejemplo llevara a otros a ese ejemplo perfecto esto es a Jesucristo, nosotros solo servimos como una luz para que otros encuentren el verdadero ejemplo a seguir en sus vidas que nosotros ya hemos encontrado, nuestra verdadera fuente de inspiración y justicia Jesús nuestra verdadera luz.  

El cristiano debe ser una carta abierta leída por todos

Siendo manifiesto que sois letra de Cristo administrada de nosotros, escrita no con tinta, mas con el Espíritu del Dios vivo; no en tablas de piedra, sino en tablas de carne del corazón. (2ª de Corintios 3:3)

Los cristianos debemos dar gracias a Dios por permitirnos que nuestra vida sea una carta, una carta desprovista de pecados y egoísmo, una carta abierta que cuando otros la lean glorifiquen el nombre de Jesucristo, porque ven la obra que Dios a hecho en nuestra vida.

El cristiano nunca debe cansarse de hacer el bien 

Y vosotros, hermanos, no os canséis de hacer bien. Así que, hermanos míos amados, estad firmes y constantes, creciendo en la obra del Señor siempre, sabiendo que vuestro trabajo en el Señor no es vano. (2ª de Tesalonicenses 3:13).

Combíeneme obrar las obras del que me envió, entre tanto que el día dura: la noche viene, cuando nadie puede obrar.

Porque el que siembra para su carne, de la carne segará corrupción; mas el que siembra para el Espíritu, del Espíritu segará vida eterna. No nos cansemos, pues, de hacer bien; que á su tiempo segaremos, si no hubiéremos desmayado. Así que, entre tanto que tenemos tiempo, hagamos bien á todos, y mayormente á los domésticos de la fe.

Conclusión

Ser pues cristianos, significa ser un seguidor de Cristo en su buen ejemplo, y vivir en compañerismo con El, estando uncidos en el mismo yugo espiritual. Venid á mí todos los que estáis trabajados y cargados, que yo os haré descansar. Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas. Porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga. (Mateo 11:28-30).

Finalmente el cristiano debe ser para este mundo sal, luz y nunca debe cansarse de hacer el bien, el creyente verdadero es un cristiano vestido de Cristo, vestido de su potestad de su victoria, de su amor y divinidad. Más vestíos del Señor Jesucristo, y no hagáis caso de la carne en sus deseos. He aquí os doy potestad de hollar sobre las serpientes y sobre los escorpiones, y sobre toda fuerza del enemigo, y nada os dañará. Porque en él habita toda la plenitud de la divinidad corporalmente: Como todas las cosas que pertenecen á la vida y á la piedad nos sean dadas de su divina potencia, por el conocimiento de aquel que nos ha llamado por su gloria y virtud: Por las cuales nos son dadas preciosas y grandísimas promesas, para que por ellas fueseis hechos participantes de la naturaleza divina, habiendo huido de la corrupción que está en el mundo por concupiscencia. 


No hay comentarios :

Publicar un comentario

Recuerda un comentario nos ayuda a mejorar, o bien que te gustaría que publicáramos en este sitio

Suscribase Por correo a Tisbita hombre de fe

Quizás también te interese:

Google+